Luchar contra la ansiedad no es cosa sencilla. Muchas veces terminamos comiendo demás porque nos venció, y la mayoría de esas veces, comemos alimentos que no son los más adecuados para nuestro organismo. Y lo peor, ni siquiera nos hacen sentir menos ansiosos.

Y aunque no lo habías pensado, existen muchos alimentos que te permitirán calmar esa sensación y sentirte mejor pero de una forma mucho más saludable. Acá te contamos cuales son:

snack para la ansiedadChocolate amargo: ¡Partimos con uno muy popular! El chocolate, pero el que tiene alto porcentaje de cacao, efectivamente baja tus niveles de ansiedad y admitámoslo, además es exquisito. No olvides que debes comer aproximadamente 100 gramos, o sea, no es para comerse una barra entera de una sola vez.

Frutos secos: Pistachos, nueces, castañas de cajú… son tantos y tan sabrosos. Los frutos secos además de calmar esa ansiedad te entregarán mucha energía y ácidos grasos omega 3. Igual que en el caso anterior, la clave está en evitar los excesos.

Sopa: Una porción de sopa casera será excelente, no solo te hará sentir reconfortada por su rico sabor, también por su agradable temperatura te permitirá tener un momento de relajo. Además, si es de verduras, pues sumamos vitaminas a la ecuación para dar un resultado aún mejor. Te recomendamos que esta sea hecha en casa, así evitarás el consumo excesivo de sodio.

snack para la ansiedadArándanos: Uno de los berries más reconocidos por sus múltiples propiedades. Contienen, en proporción, más vitamina C que una naranja y además son reconocidos como antioxidantes. Además, Chile es el mayor productor de estos frutos en Latinoamérica. ¿Más razones para consumirlos? Como son muy bajos en calorías y una fruta pequeña, pueden ayudarte calmar esa incómoda sensación de ansiedad.

 

Esperamos que estos cuatro snacks puedan ayudarte, no olvides, que para bajar la ansiedad también es muy útil realizar actividades al aire libre y deportes como el yoga. Recuerda que todos estos alimentos que te recomendamos serán un gran aporte, siempre y cuando no los consumas en exceso.

Fuente

Met-CL-00026/Jul/2018
Volver